viernes, 28 de noviembre de 2008

"Busquen donde menos se lo imaginan..."

Madrugada del 5 de enero...




Mi hermano no era nada curioso, lo único que quería era ver todos los juguetes y dulces que había pedido al pie del árbol.




En ese entonces vivíamos en un departamento bastante humilde. Cuarto piso, dos recámaras chiquititas... Bien contenta que fui en aquellos días.




Bruno y yo nos levantamos presurosos para coger nuestros regalos y cuál va siendo nuestra sorpresa que al mirar el pie del árbol, no había nada para nadie... Nuestros rostros, llenos de desconcierto, se mostraban desencajados y a punto del llanto.




El pá y la má nos veían y decían al unísono: "Pónganse a buscar, tal vez se los dejaron en otro lado."




Corrí por todos lados hasta que, de pronto, miré a la puerta de entrada del departamento. "Busquen donde menos se lo imaginan," decía el post amarillo.




Buscamos y buscamos y buscamos por todos lados. Encontrábamos papelitos por cualquier lugar de la casa pero nada de juguetes...




"¡Aqui están, aquí están!" le grité de manera desaforada a Bruno cuando abrí la tapa de la secadora y encontré juguetes, muchos juguetes.



Nunca pude conciliar el sueño previo a su llegada... Supe quiénes eran hasta que cumplí 11 años y recuerdo que la má me lo dijo una semana antes del último arribo de juguetes para mí, al pie del árbol.


Estamos muy grandecitos ya. Pero desde aquel momento, Bruno y yo no perdemos las esperanzas de encontrarnos papelitos con pistas para encontrar nuestros regalos. Sea o no día de Reyes...

26 testimonios:

unknown artist dijo...

snif

Mis santos reyes también me escondieron los regalos una vez; y en otra ocasión, yo busque y busque con mi hermano (3 años mayor) buscando como mensos para que estuvieran atrás de la cama.

Incluso mi madre hizo una carta fake en disculpas porque no habían podido conseguir nomeacuerdocual juguete. Damn! Esta época produce posts nostálgicos.

Besos lau!

CállateTú dijo...

Sí, uno le sufre con esos Reyes, quienes seguramente gozan de ver nuestras caritas de desconcierto...

Mis papás nos sentaban juntos para redactar en el comedor nuestras cartas y nos "recomendaban" que pidiéramos juguetes que ni sabíamos que existían.

Deducción que después se confirmó: nos habían ya comprado esos juguetes y de ahí su "recomendación" para pedirlos :)

Beso también a usté, mi artist

El Anónimo dijo...

No no no.

¡Dije que no! ¿cómo crees?


Además, por más papelitos que te ponga no me vas a encontrar.




Allá tú si me quieres buscar... es difíl, no imposible, pero de ahí a que encuentres una sorpresa, pues... seguro sí.






Me traes un regalo, si no hago berrinche.

CállateTú dijo...

Seguiré buscando hasta encontrarte, anónimo... Es más, creo que ya te encontré y lo sabes, sólo que no me quieres ver.

daniel dijo...

en mi casa no había eso.... no celebramos nada...

saludos!

CállateTú dijo...

Dan: Mmmmchalas, pos... ¿qué te digo?

¿Odio a las Gordas? dijo...

CReo que a partir de los 5 años ya era un escéptico. Sí, es verdad, creo que no tuve infancia.

Un abrazo

Alberto F

Ivanius dijo...

Ah, qué recuerdos...

En mi casa a los Reyes les gustaba esconder pistas en los zapatos que debíamos dejar fuera del cuarto. Alguna vez al despertar no hubo ni zapatos: los reyes se los habían llevado (que porque estaban muy sucios). Cuando regresé de la escuela, los reyes me habían dejado un cepillo de bolear, una franela y grasa para zapatos. Cuando limpié los que había usado ese día y los dejé en su lugar, encontré los libros que había pedido... y los zapatos desaparecidos (que también tuve que bolear, por supuesto).

.miss sunshine. dijo...

hahahha..Esta platica la tuve justamente hace una semana, en una reunion con unos amigos aqui en la casa.. recordamos épocas de navidad, y tocamos el tema de regalos.

Si, ami tmb me escondieron regalos, me dejaron cartas contestandome la mía y mantuve el secreto de hacerme wey que no sabía quienes eran como por 3 años (para poder seguir recibiendo juguetes).

Mi emoción incomparable a nada fué cuando era una loserina feliz por tener mi traje de power ranger hahahahahaha, mega LOL. I'v been exposed!

Un saludo Srita STFU!

Rich. dijo...

Que emotivo. :)

Lucho dijo...

Me gusta esa Historia.

daniel dijo...

miss you shut up... disculpe por traumatizarla... pero es que se me hizo gracioso el video... además el perrito no decia ni pio :p

saludos!!!

CállateTú dijo...

Señor que odia a las gordas: Pero... ¿qué tal esos primeros cuatro años?

Mi má, Ivanius, se encargaba de que pidiéramos muchos juguetes porque el resto del año ella se encargaba de que los libros estuvieran presentes en casa.

Fíjese, señorita Sonshain, que yo fui feliz un año (1992) en donde no pedí nada y me trajeron el carro de la garbie, una moto para Ken, una tabla de surfear para mis garbies anteriores, como tres kilos de ropa para vestirlas, una bicicleta enorme roja y unos patines en línea, los primeritos que salieron, eran verdes, enormes, con correas fluorescentes y ruedas en línea fiucsia.

Bastante, Rich.

Luchoooo, a mí también me gusta y harrrrto :P

Dan: Es que no sabes mi historia... tengo dos perritos y estoy totalmente en contra de que eso se les haga... Pero bueno, no me meto en asuntos morales ni mucho menos zoofílicos.

Saludos.

unknown artist dijo...

Quiero bonáis

CállateTú dijo...

¿De qué sabor?

unknown artist dijo...

sabor larín con coca de lata

Pinche Vieja dijo...

pffff a mi me decía que me portara bien....

por eso ya naiden me regala nada :(

jajajajaja pero de niña, escondían los juguetes en el pasillo exterior de la casa...

extraño eso :s

chivadrian dijo...

ahh q chido
a mi siempre me los dejaron al pie del arbol, y no eran santos reyes
era "el niñito Dios"
ahh era tan lindo aquello
esa es la verdadera magia de la navidad

un saludo

chivadrian dijo...

por cierto muchacha ya la enlaze, no si quiera hacer lo mismo conmigo

daniel dijo...

si, de hecho es algo malo.... de hecho existen cosas aún peores, pero lo peor es eso. pues agarran a los animalitos en contra de su voluntad... pues ellos que saben. no es como los gays que esos si estan consientes... en fin sorry

saludos!!!

Allek dijo...

bonito tu rincon..
saludes...
y mucha paz-ciencia!!

[fa] dijo...

Aaah esos tiempos...

ahora me regocijo con la emoción de mis sobrinos.

Saludos.

Aki dijo...

jajajja


a mi nunca me escondieron los regalos.


siempre estaban alli donde estaba mi zapatito
o dentro, fuera, a un ladito

pero sabes si hubirera sido interesante tener que buscarlo

todavia el año pasado me trajeron un superbote de galletas oreo (como las recuerdo) que me duro un par de horas.

jajaja

besos

bye

Clau dijo...

Ayyyyyyyy re lindo... Ya huele a navida' verda'?

NTQVCA dijo...

Yo me di cuenta re chiquita, pero como mi hermano menor es 5 años más chico no le quize hechar a perder el cuentito, total, también me daba harta ilusión, aunque viera a mi Pa´casi siempre poner los juguetes en la madrugada.

CállateTú dijo...

Artist: Ya se me acabaron desas.

Yo también lo extraño, vieja pinche...

Chivitadrian: Haré lo propio, te lo has ganado.

Dan: Cambiemos de tema :S

Alek: ¡Un científico, yeah!

[fa]: Aún no tengo sobrinos así que los juguetes siguen siendo para mi :)

Aki: A mí la bota de dulces no me duraba ni un día, sobre todo los chiclosos de chocolate :P

Clau: Sí, pero el clima no ayuda mucho a que huela a lo que debe oler...

Siamesa, mi pá sigue buscando en las madrugadas, un día antes, mis regalos exigentes...